viernes, 13 de enero de 2012

Se acabó la comedia. Final.

11.
El humo se despeja, los cuerpos sin vida de Macarías y Amalia ensangrentados descansan sobre la barra. Las Comadres pasean etéreas, ni vivas, ni muertas.

COMADRE 1. Encontró a la mujer que perdió…
COMADRE 2. Tuvo que eliminar a los competidores…
COMADRE 3. Que le salieron a borbotones…
COMADRE 1. Ella se sentió halagada.
COMADRES. ¡Serás rey! Rey, quién se lo cree…
COMADRE 1. Pero se perdió en la locura…
COMADRE 2. Y en el odio…
COMADRE 1. Y aquel que parecía amigo se tornó enemigo.
COMADRE 3. Tuvo que matarlo para quedarse con la chica.
COMADRE 1. Y así se acaba la comedia…
COMADRE 2. Y la historia de buenos y malos…
COMADRE 3. Que ni quieren…
COMADRE 1. Ni sueñan.

Abren una puerta al fondo del teatro, una puerta de foro abandonada, de ésas que suenan, de ésas que nunca se engrasan, que juegan de extra en las películas de terror de los setenta, de las que dan la bienvenida a Cristopher Lee. Se quedan Comadres 2 y 3 en el umbral. La Comadre 1 a dos pasos.

COMADRE 2. ¿Es pronto?
COMADRE 3. No sé.
COMADRE 1. ¿Qué ves?
COMADRE 2. Un soldado.
COMADRE 1. ¿Qué más?
COMADRE 3. Y un campesino.
COMADRE 2. El soldado saca un arma.
COMADRE 3. Apunta a la boina del campesino.
COMADRE 2. El campesino está atado.
COMADRE 3. Dispara.
COMADRE 2. Lo empuja a una fosa.
COMADRE 1. Vamos bien…
COMADRE 2. ¿Entramos?
COMADRE 1. Sí.
COMADRE 3. ¿Un anís para el viaje?
COMADRE 1. Ni se pregunta.

Las Comadres salen por la puerta del foro. Los cocodrilos desde el patio de butacas aplauden las estúpidas ocurrencias, felices con sus pajaritas al cuello, devorando una cigüeña en bandeja de plata recién pulida; mientras los actores se desmaquillan
y sus parejas se emborrachan.

OSCURO. TELÓN EN LLAMAS.

Y SE ACABÓ LA COMEDIA.
Si alguien ha llegado hasta aquí que me avise y le enviaré un regalo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario